INTERIOR INVERNADEROS. Capítulo V. Dónde instalar nuestras plantas reservorio y Banker Plants

En capítulos anteriores llegamos a la conclusión que una de las estrategias que disponemos para aumentar de forma considerable la potencia del Control Biológico que aplicamos en nuestros cultivos agrícolas es incrementar la BIODIVERSIDAD existente dentro del invernadero, ya que está más que demostrado que el monocultivo facilita enormemente la aparición de las plagas agrícolas, pudiéndose conseguir ese aumento de biodiversidad a través de la instalación de sistemas de Banker Plant y plantas reservorio.

Y con respecto a la extensión o número de plantas de dicha biodiversidad, así como su zona de plantación en el interior de los invernaderos, establecimos para un sistema de Banker Plant una superficie de 50 m2/ha (Capítulo III) acompañado de 310 plantas reservorio/ha (Capítulo IV), comentando a su vez que en ambos casos se deberían de instalar en aquellas zonas del invernadero en donde reciban una mayor cantidad de luz o que no interfiriesen en las labores agrícolas.

Pues para establecer con mayor precisión dónde se deberían de instalar exactamente esos Banker Plant y plantas reservorio adjuntamos en el presente Capítulo dos enlaces, uno con un plano de situación de las plantas reservorio y Banker Plant dentro de nuestro invernadero y otro con su leyenda de especies botánicas:

 

A través de esta distribución de las plantas por todo el perímetro interior del invernadero, así como a ambos lados de su pasillo central, además de ir alternando entre sí esas plantas reservorio y los Banker Plant, se consigue una estructura vegetal conectada en toda su extensión que a su vez envuelve «a modo de sandwich» a los cultivos agrícolas, lo que conlleva una serie de ventajas como son:

  • la de permitir que la fauna auxiliar se pueda desplazar de forma rápida a cualquier punto del invernadero a través de esas «autopistas» de plantas reservorio y Banker Plant,
  • conseguir que las plagas que entren al invernadero se encuentren desde el primer momento con unas barreras vegetales plagada de insectos depredadores y/o parasitoides que ya los estaban esperando,
  • o, si finalmente esas plagas consiguen establecerse en medio del invernadero, se van a encontrar con una fauna auxiliar que a modo de ejército les va a ir atacando sin descanso desde varios frentes a la vez.

 

Esta estrategia de distribución de plantas reservorio y Banker Plant dentro de un invernadero es el fruto de varios años de ensayos en campo realizados por los asesores técnicos agrícolas que forman parte del equipo de BIOSUR ACCIONA, que una vez que han determinado cuál es la distribución y composición más eficaz de esas plantas para combatir a las plagas agrícolas, lo han plasmado en un plano que ofrecen de forma desinteresada al sector agrario, ya que son personas que están firmemente comprometidas con la consecución de una agricultura que sea respetuosa con el medioambiente de nuestro planeta.

 

Comparte:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados